logo

Blog

Gestión 4.0 en la Industria

14 de noviembre de 2023

La transformación digital en las industrias generó cambios en los métodos de gestión de los equipos responsables de la realización de las más diversas actividades. En el contexto del mantenimiento, la implantación de tecnologías avanzadas para garantizar el buen funcionamiento de la maquinaria hizo con que nuevas estrategias para la optimización del trabajo y coordinación de los equipos fueran puestos en práctica. ¿Alguna vez oíste hablar de Gestión 4.0?

La industria 4.0

La Industria 4.0, también conocida como la 4ª revolución industrial, es un concepto que trata de explicar la incorporación de las tecnologías, la automatización y la digitalización de las actividades industriales. En esta nueva era, la industria opera utilizando herramientas y soluciones como la inteligencia artificial, IoT o internet de las cosas, datos en la nube, big data, entre otros. La inclusión de estas tecnologías proporciona una optimización de todos los procesos, garantizando un aumento de la productividad y una reducción de los costos de producción.

Según datos de la CNI, la transformación digital en la industria está permitiendo un aumento medio del 22% en la productividad de las micro, pequeñas y medianas empresas de los segmentos de alimentación y bebidas, metalmecánica, muebles, confección y calzado. 

Industria 4.0 en Brasil

La industria brasileña todavía tiene que superar grandes retos para mantenerse al día con el movimiento de modernización que se observa a nivel mundial. A pesar de los esfuerzos recientes, aún es necesario invertir en soluciones digitales, adaptar los procesos tradicionales a las nuevas demandas y desarrollar las habilidades de los equipos para trabajar en conjunto con estas nuevas herramientas. 

La cantidad masiva de datos generados por estas innovaciones acerca del proceso de producción no solo requiere profesionales capacitados para identificar oportunidades de mejora a través de esta información, sino que también conduce a la aparición de nuevos métodos de gestión e ingeniería en todo el flujo de producción. 

El nuevo modelo de gestión en la Industria 4.0

La gestión 4.0 surgió en el contexto de las transformaciones digitales de las empresas. En el caso de la industria, no es diferente. 

En líneas generales, el concepto de Gestión 4.0 define un modelo de gestión que acompaña al movimiento 4.0. En este contexto, la dirección tiene el deber de seguir de cerca los cambios del mercado, monitorear la aparición de nuevas tecnologías y mapear el comportamiento de los clientes.

Dentro de las industrias, la transformación digital también ha supuesto un cambio en la forma de gestionar los proyectos y los equipos. Los principales actores de la industria tienen ahora modelos de gestión basados en el rendimiento operativo, adoptando un enfoque holístico para la mejora continua. Este enfoque abarca todas las dimensiones tecnológicas, organizativas y humanas necesarias para el éxito. 

Las empresas líderes reconocen que el camino hacia la excelencia operativa a través de la transformación digital puede ser largo. Los beneficios aumentan a medida que la organización desarrolla la capacidad de utilizar herramientas más sofisticadas y aplicarlas a sus operaciones. 

La gestión 4.0 surgió como respuesta a los cambios impulsados por la transformación digital y la automatización de procesos en las industrias. La incorporación de las tecnologías a prácticamente todos los procesos productivos ha hecho necesario que líderes y directivos busquen nuevas formas de involucrar a los empleados con las herramientas de la Industria 4.0, con el objetivo de aumentar la productividad y la eficiencia de los procesos.  

Los fundamentos de la gestión 4.0 

Para que los procesos empresariales sean rápidos, precisos y eficientes, la gestión innovadora tiene unas bases fundamentales. Además, en este nuevo modelo de gestión, la relación entre el líder y el equipo cambia. Estos son los principios que rigen la gestión 4.0:    

Automatización

La automatización y la virtualización de procesos son formas de hacer que los procesos sean cada vez menos manuales, permitiendo el análisis de datos en tiempo real y una toma de decisiones más asertiva. Además de ganar en eficiencia, las herramientas tecnológicas de este tipo son más accesibles y adecuadas para cualquier tipo de empresa. 

Entre los beneficios de la automatización están la optimización de los procesos internos, el aumento de la productividad, la reducción de las repeticiones, la mejora del servicio y la seguridad de los datos.

Equipos de alto rendimiento 

Los buenos profesionales son fundamentales para el éxito de cualquier empresa. Incluso con toda la tecnología, son las personas las que idean las estrategias y ponen en marcha los procesos. 

En la Gestión 4.0, la eficiencia y la productividad son conceptos centrales, ya que el mercado es cada vez más competitivo. Por eso, invertir mucho en la cualificación de los profesionales y valorar las competencias individuales son caminos que dan lugar a equipos de alto rendimiento.

Acercamiento centrado en el cliente  

En la Gestión 4.0, el cliente es el foco principal. Es necesario conocer en profundidad sus necesidades para garantizar una buena experiencia de compra y la tan buscada fidelización. En el nuevo modelo de gestión, las acciones se basan en evaluar el recorrido del cliente para identificar problemas con productos o servicios, además de reforzar la comunicación con los consumidores y su feedback.  

Canales diversificados 

Al centrar el acercamiento al cliente, es más fácil comprender qué canales de comunicación utiliza y cómo prefiere que nos pongamos en contacto con él. En este sentido, ofrecer varias opciones marca la diferencia para el éxito de una estrategia de contacto y aproximación a los clientes.

En la Gestión 4.0, las empresas deben ser multicanales: la comunicación se produce a través de redes sociales, correo electrónico, teléfono, chatbots, así como tiendas físicas y en línea. El objetivo es satisfacer todas las expectativas de los consumidores y obtener feedback para nuevas ideas de divulgación y comercialización de sus productos o servicios.

Big Data  

Big Data puede traducirse como la acumulación de una gran cantidad de datos generados por los consumidores en diferentes plataformas, como las redes sociales, las interacciones por correo electrónico, los cuestionarios e incluso los datos de registro. Por sí solos, estos datos no dicen mucho, pero cuando se cruzan, permiten comprender mejor el perfil del consumidor.  

Integración de sectores  

Una característica destacada de la Gestión 4.0 es la integración de sectores. Para mantener los procesos estandarizados y eficientes, es importante mantener un flujo armonioso de operaciones y actividades interconectadas, un factor que contribuye en gran medida a reforzar la cultura y la identidad de una empresa.   

La horizontalización de los sectores favorece la conexión entre equipos y facilita la integración de tareas, además de reducir los fallos de comunicación.  

Cómo implantar la Gestión 4.0

Desarrollar un plan de Gestión 4.0 basado en la transformación digital dentro de la industria es una tarea difícil. Para empezar, invierta en recopilar y utilizar datos para comprender tus resultados e identificar puntos de mejora.

Invierte también en digitalizar los procesos, porque la Gestión 4.0 es el resultado de la transformación digital y, por lo tanto, un pilar esencial para que la empresa alcance la productividad, reduzca los costes internos, agilice las tareas y mejore la calidad de los productos y servicios. 

Otro beneficio de la digitalización de los procesos es la posibilidad de corregir errores y estructurar mejor la cadena de producción. Otra vez, en este contexto, los datos son fundamentales. 

La digitalización también facilita la recolección de información. Y es a partir de ella que los líderes pueden obtener percepciones positivas, ajustarse cuando sea necesario y promover la innovación.

Como empresa guiada por los principios de la transformación tecnológica, la solución Dynamox es fruto de la Industria 4.0. Nuestra solución ofrece lo mejor a sus usuarios porque está diseñada de principio a fin para satisfacer todas tus necesidades y demandas en un contexto en el que la digitalización, el uso de algoritmos inteligentes y la disponibilidad de información en tiempo real, así como el fácil acceso a los datos, están presentes. 

El monitoreo remoto de los parámetros de funcionamiento de máquinas y componentes genera datos valiosos para orientar la toma de decisiones de los responsables de mantenimiento en busca de un mayor ahorro, seguridad y fiabilidad para la planta industrial.

Los sensores remotos de vibración y temperatura nacieron del concepto de IoT. Con tecnología de última generación, pueden transmitir datos constantemente, las 24 horas del día, a la plataforma. Estos datos se almacenan en la nube y están disponibles para su análisis e historial.

Herramientas como el análisis automatizado de fallas y dashboards inteligentes actualizados en tiempo real se suman al hardware para ofrecer una solución completa – basada en los principios de la Industria 4.0, con la última tecnología disponible y diseñada para satisfacer las necesidades de cada industria. 

Estas industrias no siempre se insertan en un entorno donde se facilita la comunicación en línea, pero también es parte de este contexto trabajar juntos para definir la mejor manera de transmitir datos de forma remota, implementando sistemas de comunicación que puedan soportar la tecnología y proporcionar avances en eficiencia y fiabilidad.

¿Te ha gustado nuestro material? Lee más sobre el sector del mantenimiento en nuestro blog o saca tus dudas con uno de nuestros expertos.  

Suscríbete a nuestro boletín y recibe nuestros contenidos


Compartir:

Twitter
LinkedIn
Facebook

Suscríbete a nuestro boletín y recibe nuestros contenidos

No te pierdas las noticias y actualizaciones de Dynamox

Dynamox S.A

Rua Coronel Luiz Caldeira, nº 67, bloco C - Condomínio Ybirá Bairro Itacorubi, Florianópolis/SC, CEP 88.034-110 | Teléfono: +55 48 3024-5858